Mar del Plata continúa con el plan de vacunación contra el coronavirus y se flexibilizaron ciertas limitaciones en cuanto al estado de fase.

Después de casi un año y medio de pandemia, Mar del Plata comienza a parecerse a la ciudad turística que era antes de la llegada del Covid-19. Las nuevas flexibilizaciones en distintas restricciones, ayudan a que el turismo vuelva a ser un punto importante para la economía de la ciudad.

Este fin de semana largo, en conmemoración por la muerte del General San Martín, se registró un gran arribo de turistas. Según el Emtur, casi 80.000 personas llegaron a “La Feliz” para disfrutar de la ciudad. Estas son buenas noticias para el sector hotelero, que fue uno de los que más sufrió la tan extensa cuarentena.

Cabe destacar que la semana pasada, el gobierno provincial había anunciado unos cambios importantes en el sistema de fases. Mar del Plata y toda la provincia actualmente se encuentran en una “fase general”, lo cual implica que haya menos restricciones. Por ejemplo, se eliminaron las prohibiciones de circulación nocturna que estaban vigentes desde hace meses (más allá de que su cumplimiento no era estricto).

Las distintas flexibilizaciones que se dan gracias a esta nueva etapa generan, en teoría, un cambio muy positivo. En espacios cerrados se incluyen la práctica de deportes, eventos sociales, culturales, recreativos y religiosos; y las actividades realizadas en cines, teatros, clubes, locales gastronómicos, centros culturales, gimnasios, casinos y bingos, se permiten con un aforo del 70%, tal como regía hasta ahora en la fase 4 del sistema provincial.

Quienes ya habían retornado la actividad a fines del mes pasado, aunque con un aforo del 30% eran los casinos y los bingos de la ciudad. Estos permanecían cerrados desde abril, cuando se produjo un retroceso de fase debido al aumento de casos y el retorno a fase 3. Si bien la vuelta ha sido positiva, desde el rubro buscan que se aumente el aforo y poder volver a su horario normal. Aunque con la situación actual y las decisiones que ha tomado el Estado, se podría decir que las nuevas disposiciones son de gran ayuda.

Todos estos cambios son producto del buen desempeño en el sistema de vacunación y la disminución de casos que se ve reflejada semana a semana. Mar del Plata registra la cifra de casos activos más baja del año y lleva más de dos meses con una reducción sostenida de contagios.

Las vacunas suministradas aumentan día a día y más de 400.000 ciudadanos registran al menos una dosis y casi 120.000 habitantes de General Pueyrredon cuentan con el esquema completo. Si bien todavía falta, el ritmo de la campaña de vacunación ha crecido notoriamente, lo que es algo sumamente destacable.

A pesar de que todas estas noticias reflejan grandes cambios positivos, no hay que olvidarse de lo transcurrido. Más de 80.000 ciudadanos se contagiaron desde que comenzó la pandemia y se registran actualmente más de 2500 fallecidos. La Secretaría de Salud del Municipio había dicho semanas atrás, que era muy probable la llegada de una tercera ola y muy posiblemente la llegada de la variante delta. De momento -afortunadamente- esto aún no se vio reflejado.

Por lo pronto el escenario de la ciudad es bueno en comparación a lo que venía sufriendo meses atrás. Esto irá mejorando a medida que todos los marplatenses obtengan la segunda dosis y se sigan cumpliendo con los cuidados pertinentes, hasta que exista una inmunidad cercana al 100%.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *